110º aniversario de la creación de Obras Sanitarias de la Nación

La presidenta de AySA, Malena Galmarini y el secretario general del Sindicato Gran Buenos Aires de Trabajadores de Obras Sanitarias (SGBATOS), José Luis Lingeri celebraron junto a  trabajadoras y trabajadores de AySA el 110° aniversario de la creación de la primera empresa estatal de servicios sanitarios, Obras Sanitarias de la Nación (OSN), recreando una antigua fotografía que fue tomada en 1959 durante la inauguración de un tramo del conducto que alimentaba con agua potable a los depósitos Caballito, Córdoba e Ingeniero Paitoví.

La locación elegida para reproducir la imagen histórica fue uno de los nuevos mega conductos cloacales del Sistema Riachuelo, el Desvío Colector Baja Costanera que transportará los líquidos provenientes del Colector Margen Izquierda hacia la futura planta de tratamiento en Dock Sud, como un modo de reflejar cómo la empresa AySA continúa el legado de OSN al seguir realizando grandes obras y expandiendo sus redes de servicio a cada rincón del conurbano bonaerense. 

“Nos encontramos en uno de los túneles del Sistema Riachuelo, una obra emblemática que justo hoy, que se cumplen 110 años de OSN, estamos a punto de concluir. Es una enorme emoción ser parte de la historia de esta familia sanitarista y ser la primera presidenta mujer. Son pequeños hitos que hacen a una mejor empresa, a una mejor obra pública, pero también a un mejor país”, destacó la presidenta de AySA, Malena Galmarini. 

Con un plan nacional de saneamiento ya iniciado por la antecesora Comisión de Obras de Salubridad durante la segunda mitad del siglo XIX, el 27 de agosto de 1912 se crea Obras Sanitarias de la Nación, la primera empresa estatal cuya finalidad fue la de estudiar, construir y administrar las obras que permitieran la provisión de agua corriente y desagües cloacales a millones de argentinos y argentinas.

Por su parte, el secretario general del SGBATOS, José Luis Lingeri celebró: “Para nosotros que venimos de la historia de OSN, hoy venir a estar en esta obra emblemática es un orgullo, un hecho muy importante. Esto viene de generación en generación y nos llena de orgullo poder decir que nuestros padres y abuelos fueron parte de esta gran empresa. Para mi hoy es un día histórico junto a nuestras compañeras y compañeros”.

El oficio sanitarista se transmite de generación en generación. Entre los trabajadores y trabajadoras de AySA hay hijos e hijas, nietos, nietas, bisnietos, bisnietas, sobrinos y sobrinas, hermanos y hermanas de empleados que han dejado su huella en aquella histórica OSN, y que hoy son responsables de continuar con el legado de llevar los servicios esenciales de agua y cloacas a toda la población del área de concesión de la empresa.

Claudio Mazzitelli, quien actualmente se desempeña en la dirección de Grandes Conductos, forma parte de la empresa desde hace 47 años, cuando con tan sólo 13 años inició sus estudios en la Escuela de Aprendices, donde se capacitaba a los hijos de los empleados de OSN para su futura inserción laboral: “Es muy lindo. Es inexplicable poder decir lo maravilloso que es formar parte de la familia de AySA. Me siento honrado de haber venido y de poder participar en esta foto”, expresó Claudio. Además, su hija, Maria Laura Mazzitelli también forma parte de la empresa y hace 6 años que se desempeña en la Dirección de Medioambiente y Calidad: “Es un orgullo porque estoy tratando de poner en práctica todas las cosas que él me transmitió desde chica. Le encanta lo que hace y me transmitió mucho esa pasión. Me encanta formar parte de esto”, agregó María Laura.

Desde sus inicios, OSN asumió la responsabilidad de asegurar la calidad de sus servicios a millones de argentinos y argentinas, convirtiéndose en una de las empresas públicas más importantes de América Latina. Su legado sentó las bases del trabajo sanitarista hasta la actualidad. Hoy, AySA continúa con la misma misión: mejorar y expandir los servicios de agua potable y cloacas, cuidando el medioambiente, la salud, ofreciendo una mejor calidad de vida a sus usuarias y usuarios.

“Quiero agradecer a cada trabajador y trabajadora de la empresa, al sindicato SGBATOS, con José Luis Lingeri a la cabeza, a todas las vecinas y vecinos que hoy ven como pasamos por las puertas de sus casas con estas obras que hacen a la salud y al bienestar de la población. Y sobre todo, al presidente de la Nación, Alberto Fernández, por darnos la posibilidad de seguir construyendo redes que nos hagan una mejor Argentina”, concluyó Galmarini.

Comentá

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s